sábado, 4 de abril de 2009

Volver....

... como se vuelve del sueño o al sueño, como se vuelve a la risa, a la palabra o al silencio. Volver retomando el camino conocido de memoria, con los ojos cerrados, repasando el recuerdo. Vuelvo siendo el mismo y siendo otro, vuelvo confundido de alegría y de magia, repasando con la mente las palabras que diré, imaginando las caras y las respuestas de los amigos, saboreando el asombro compartido. Vuelvo confundido aún, pero seguro de querer volver. Vuelvo feliz y ansioso, esperando el trago fresco antes de empezar a narrar el asombro ante la vida real, que se empecina en volverse ficción. Vuelvo desbordante de palabras contenidas, mientras sigo esperando en el camino que esta historia que tengo para contar termine de escribir su primer capítulo. Y vuelvo sintiéndome pluma y tintero, de una mano, de un destino, que se empecina en escribir la historia y hacerme su instrumento. Apuro el paso, aclaro mi garganta, aunque todavía mi boca, por simple precaución, retenga las historias por un tiempo más.
Es que todavía le falta a este comienzo, una página para empezar. Y mientras vuelvo, adivino el parpadeo...

27 comentarios:

Alf dijo...

Que bueno tu retorno, no importa si con la frente marchita, y las nieves del tiempo plateando tu sien. Ya que todo viajero tarde o temprano detiene su andar.

Un abrazo,


Rolando.

Goliardo dijo...

Gracias, amigo Rolando, "guardo escondida una esperanza humilde,
que es toda la fortuna de mi corazón."
Es bueno volver y que haya quien espere.

Bel dijo...

Quería leerte escuchando al mismo tiempo ese maravilloso brindis por Pierrot, pero no sé por qué no se carga. Qué alegría tenerte aquí de nuevo, querido Goliardo. Yo empiezo vacaciones, pero en pocos días estoy aquí, dispuesta a escuchar y leer sin parpadear ¿adivino algo? Tal vez, tal vez...y parece que es hermoso, muy hermoso...
Un gran abrazo.

April dijo...

Prooofe :)
Ajaja, lo veo en todos lados xD (me considero muy afortunada, enfasis en el 'muy' por favor), No sé si vale el mismo sentimiento para usted.
Como siempre aporta una vision estetica de la realidad que se apega a mis gustos.
Escriba, escriba, ya sabe que todo el alumnado espera un libro (el alumnado, el profesorado, los directivos -aunque no creo qe sepan, o si?-, familia, amigos etc etc...). Escriba formal, escriba informalmente, escriba por favor!

Aquí, a la espera andamos.
Besos!

PD: con respecto a los sueños, pense algo horrible: la escritora de crepusculo habia dicho qe su idea la sacó de un sueño. Eso es algo que definitivamente pienso omitir.

marisa dijo...

Pues bienvenido seas querido amigo. Brindemos por ti y tu regreso. Te echo de menos, no creas...Besos enormes

Ana Gabriela dijo...

Amigo que bella manera de empezar , buscando sueños, haciendo camino con palabras .
Un abrazo , siempre es un placer leerte ( ya te lo dije )

Goliardo dijo...

Queridísima Bel:
¡Este era el reencuentro con los amigos con el que venía soñando en este recorrido! Volver al barrio y a sus lugares queridos. Si bien físicamente no estuve lejos de casa desde febrero, esta historia que me dispongo a contar me absorbió, como ya te conté. En realidad quedan unas dos semanas para confirmar, y si bien muchos saben de qué se trata, mantengo el misterio por simple cábala. Pero te adelanto que hay otra parte que no conoces que viene a sumar asombro a lo que ya sabes. Sólo te adelantaré que esta otra parte de la historia quizás me lleve a cruzar el Atlántico de Sur a Norte, si lo concretamos, rumbo a Italia. De momento soñamos con una posible escala en nuestra "madre patria". Veremos. Sólo te diré que las cosas se están dando de una manera muy particular. Dos semanas, ¡cuánto tiempo! Mientras tanto, prometo sobrellevarlas con historias propias que irán preparando el terreno para la principal ¡La vida te da sorpresas! , como diría Pedro Navaja. Y vaya si en este caso se cumple.
Con respecto a Brindis por Pierrot, yo le quité la opción al player de cargarse automáticamente, pero puedes oprimir el play del reproductor y tendría que funcionar. De todos modos, con mucho gusto trataré de complacerte cambiando la configuración del reproductor, sólo tenme paciencia, pero seá un verdadero placer darte el gusto. Te mando un gran abrazo pleno, feliz y cargado de sueños.

Goliardo dijo...

Querida April, no es frase hecha, simplemente es un gusto tu visita, aunque estemos en contacto académico, áulico y virtual seguido. Después de todo, en casa seguimos disfrutando de tus alfajorcitos de chocolate, acertadísimo regalo de cumpleaños, te debemos agradecimiento por tanta satisfacción.
Gracias por tu aliento, estoy rebosante de ganas de escribir, pero todavía tengo que reservarme.
Con respecto a lo de los sueños, no te preocupes, siempre las grandes ideas generan obras de arte que luego son imitadas para degenerar en las obras más mediocres. Eso no quita que tu tema siga siendo muy rico. Por mi parte, me interesa desde ya muchísimo leer tu monografía, mientras que Crepúsculo no me mueve un pelo, y no por mi alopecía, precisamente. Nos vemos en unas cuantas horas.

Goliardo dijo...

¡Marisa, querida amiga fiel! Siempre es un lujo tu visita, espero un respiro para leer tus maravillosas palabras. Te confieso que en estos agitados días te he visitado furtivamente, en momentos en que necesitaba un poco de aire fresco, y tu poesía me devuelve la respiración cuando me falta el aire. Tú también sabes de qué se trata mi extraña historia, y al igual que a Bel, te digo que aún no sabemos el resultado, pero lo estamos palpitando. hasta entonces, iremos entrando en tema, pero manteniendo el misterio. También te falta conocer la otra parte de la historia que quizás me haga cruzar el océano rumbo a tu continente. En realidad yo soy el primero en estar intrigado y querer saber en qué termina todo esto, así que, compartiremos el misterio que nos depara esta verdadera novela de la vida.. Mientras tanto ¡Celebremos el reencuentro y compartimos la espera! Un gran abrazo, con la alegría de volver a comunicarnos intercambiando historias, imágenes y palabras ¡Es como volver a vivir!

Goliardo dijo...

Ana Gabriela querida, puedo asegurarte que este año empezó intenso como nunca, con historias fuertes y verdaderas. Como dije antes, me reservo por el momento, pero es gratísimo saber que hay amigos esperando noticias, como digo en el texto ¡Siempre dije que lo mejor de viajar termina siendo volver a casa, aunque en este caso sea simbólico! Te mando un enorme abrazo.

©Claudia Isabel dijo...

"Vuelvo
Una y otra vez
Todas las veces
vuelvo…"

Siempre estamos volviendo!
Que bueno saber que estás en la ruta!
Un abrazo inmenso

media luna dijo...

Pues como ya has visto, yo ando de viaje también. Me alegra encontrarte de vuelta en el camino. Estoy deseando seguir leyendo tu historia, su historia...Esa historia de asombro ante la vida real que se empeña en volverse ficción. Se te echaba de menos.
Un abrazo.

Troba dijo...

el eterno retorno...
preludio de un adios...

saludos!

charlotte dijo...

Bueno, ya era hora querido goliardo!!! :), mi luna extrañaba tus letras. Hermoso texto, volver a uno mismo es dificil, aunque aliviador. Porque uno mismo va cambiando con el suceder de la vida, en fin no voy a ponerme pasda, ja! me alegra mucho tu retorno amigo, Aquí me tendrás, trago de por medio, naufragando en tus letras maravillosas, siempre.
Un abrazo grande y chin chin

Roberto Esmoris Lara dijo...

Vuelve pero vuelve, y si vas a cruzar the big charco para conocer...(no revelaré el secreto, pero compartimos nombre, no?), no olvides al que tienes más cercano.
Abrazos goliárdicos, sobrinón!

abbas cucaniensis dijo...

"Pero, cuándo? cuándo? Si siempre estoy volviendo...", decía la voz emocionada y gangosa de Aníbal Chuco Pitroilo.
Menos mal que regresó, hermano. Usté ya sabe que mi fraguada empresa heráldica (así como la suya dice "Es lo que hay") reza: "Pensamos lo peor". Sin embargo, por la lectura de sus respuestas comentarios anteriores, puedo discernir que su prolongada ausencia por estos rumbos se debió a los entretelones y ramificaciones de una historia de la que usté me hizo el honor de ser consabiente y que amenaza derivaciones novelescas (es esa? Ahora me asalta la duda). Bueno, es justo que el tipo que genera el misterio sea el que, llegado el caso, lo devele.
Aparte una cosa (como diría Chilavert)..., si usté llega a cruzar el charco y no me viene a ver o no convenimos un punto de encuentro intermedio, le juro que lo agarro a patadas en el toor y le van a tener que fabricar un contranatura, le juro.
Y para finalizar y no dejar de dar la nota: usté se habrá dado cuenta de que la canción "Brindis por Pierrot" se acerca al ideal homérico de trascendencia, no? Esos que se fueron y "el recuerdo disfrazó de santos", y que sirven ahora como temas de canciones. Escribo esto pensando en el reciente óbito del ex-presidente. Para mucho chichipíos llegó la hora de la billikenización. Para otros del aprovechamiento con fines electorales. A mí (y creo que usté también) déjenme con la balada de la juventud pasada y perdida, y con la imagen de un tipo que parecía el alter ego político de mi viejo. Y fue como si se hubiera muerto de nuevo.
En fin, snif!
Una más, y no jodemos más (disculpando el tono): Goliardo, por qué c*r*j* le habla "de ti" a los que no son del barrio? Se cree que no entienden si uno dice "podés", "venís", sabés"? O que uno les falta el respeto? Respetémonos antes a nosotros mismos, a nuestro modo de hablar, de "ver y filosofar", y después veremos.
Me vooooy... (sentiste, Viruta, a los muchachos?), pero siga nomás imaginando caras, saboreando asombros y después me cuenta.
Un abrazo

Anónimo dijo...

gracias por el derroche invaluable de palabras,se extrañaban.
Pero dejame hacer una pequeña aclaración algo goliardica : uno vuelve cuando se va y ud. estimado hermano, Nunca se fue. Brindo por eso. Salú.

mike

Goliardo dijo...

Así es, querida Claudia,uno se va para volver, por eso lo nuestro es estar en la ruta. Un saludo de pasada, sacando el brazo por la ventanilla y tocando bocina (prepará unos mates que en la próxima pasada me quedo a charlar).

Goliardo dijo...

¡Cuantas ganas tenía de encontrarte, Cármen! Pasé por tu casa y no te encontré, y me da muchísima alegría que hayas pasado por la mía, estoy ansioso por contarte mis novedades, si bien no me fui a ningún lado, me tenían atrapado unas redes de historias que ahora extiendo para contarlas. Es un trabajo para una lectora calificada y sensible como me has demostrado que eres. Y estoy ansioso por hacértelas llegar. Mientras tanto, me entretengo en este abrazo de reencuentro, prometiendo volver más seguido ¡Suerte en tu viaje, yo también te espero con ansias!

Goliardo dijo...

Amigo Troba,soy de los que en cada viaje empiezan a soñar con el próximo. Es bello saber que cuando uno llega se aproxima una nueva partida, porque enotonces es posible soñar con un nuevo retorno.Un abrazo, amigo, siempre es bello tenerte por estos lados.

Goliardo dijo...

¡Charlotte querida!¡Cuánto hace que no frecuento tu salón! No creas que porque me volqué a otros bailes me olvido de los tuyos, es sólo que a veces la distancia agiganta los reencuentros ¡Abran cancha, que vamos a sacarle viruta al piso! Estas suelas anduvieron recorriendo historias que queman, y ahora vuelvo a dejar mi huella ¿me acompañás? Sé que sí, entonces empieza la fiesta. Un gran abrazo, con la infaltable compa de champagne en alto.

Goliardo dijo...

¡Tío Roberto hay uno sólo, mi tiovivo! Aunque esto podría llamarse "el ataque de los Robertos". Ya escucharás en estas pascuas mi propia voz contándote la segunda parte de esta historia increíble, aunque creo que tenés una excelente narradora que ya te adelantó bastante ¡Podré irme y volver muchas veces, pero olvidarte jamás! Sería más que olvidarme de mí mismo. Un abrazo desde la sangre y el corazón, tiovivo irremplazable.

April dijo...

Tengo que decirlo! no sabia por donde, realmente, porque ya de un sitio pasamos a varios en donde podamos contactarnos (nuevamente me alegra, aunque me siento una alumna sofocante). Dos cuestiones, una para Goliardo, otra para Abbas.
Goliardo: No se le ocurra publicar por blog! quiero un libro! por favor! es una suplica mas que una sugerencia. Usted (y enfaticemos el "usted") ya sabe. (ajaj, me encanta esa frase, y como suena en ingles "you know", como suena en italiano o aleman? :P)

Ahora si, a Abbas:
Usted no sabe, y si ultimamente ha tenido una repentina y recurrente comeson en las orejas (nunca falta el aire supersticioso) le advierto, sin intencion de ser chismosa ni mucho menos, que 'alguien' habla de usted seguido. Ajaja, mejor dejo de lado las 'bromas', porque siempre puede haber una mala interpretación. En resumen, le quiero decir que, si antes pensaba que era un erudito, ahora no sabria como clasificarlo!

Bueno, un gusto nuevamente :)

media luna dijo...

Alejandro: Sólo decirte que siento no haber estado cuando pasaste por mi casa, pero que me alegró tu visita y allí dejé unas cuantas letras para ti.
Yo sí que estoy ansiosa por seguir sabiendo. Seguro que el tiempo de espera, ha sido fructífero.
Un abrazo transoceánico.

Goliardo dijo...

Abbas querido, Ud sabe que es un imprescindible, y así es, a la historia le crecieron ramas. Nuestro posible itinerario europeo, en caso de poder hacerlo, no podría excluirlo a Ud de ningún modo, aunque sus rudas amenazas dan un motivo más para incluirlo. Por el momento es un sueño, ya que haría falta ahorrar unos cuantos meses de sacrificios varios. Ya que estamos, averígüeme Ud si todavía existe el viejo Eurailpass y el precio, porque el viaje nos llevaría a Roma, pero de ahí, nos haríamos escapadas a donde haya amigos que hospeden, ya que prácticamente iríamos con los pasajes y con lo puesto. De momento, lo seguro sería Heidelberg, y también habría que ver si podemos "jugar" con las escalas del vuelo. En síntesis, todavía nada en concreto, pero soñarlo es un placer gratuito.
Aparte otra cosa, lo del tío Raúl tiene que ver con lo del Brindis por Pierrot, y claro que a mí se me escapó la misma lágrima, aunque siempre supe que el tío era un tipo destinado al bronce y mi cariñosa nostalgia de tiempos pasados, si no extrañaramos nuestro '83, habríamos estado mirando para otro lado, ¿o Usted no se sintió estando en el lugar justo, en el momento justo y a la edad justa? Hasta siempre don Raúl (snif).
Con respecto al tí, tú y demás, tómelo como la misma forma distintiva de tratarlo a Ud. Ya sé que te rompe las p*l*t*s, pero así sale, aunque es claro que ni falta hace. De todos modos, siempre el porteño se cuela, y yo lo dejo. En fin, que no te pongas así, chaval, y termina ya con esas gilipolleces, que en una de esas te salgo chamuyando en paraguayo a lo Hinojosa y Hermosilla, che.
Después de todo, está bueno ser políglota (¿?)
Un abrazo, y de mi parte ya sabe que siempre pego un salto de alegría al encontrarlo, especialmente en esta cueva. Nos seguimos viendo, y si no, nos colocamos gafas.

Goliardo dijo...

Hermano Mike, para Ud no hay secretos ni misterios, pero siempre es una alegría que persista en volver a enterarse de las cosas leyéndolas de mi mano, y que encima lo disfrute. Eso le da ese título único de perro de sulky, que nadie más ostentará en esta insigne orden. Ya nos contaremos las nuevas, mientras tanto, siga al acecho, que ya se larga la versión escrita de esa historia que compartimos este verano, amenazando con seguirla a muerte, como todo en nuestras vidas. Un abrazo pa usté, y otros pa que reparta entre la familia goliádica barilochense ¡Alfonsín!¡Alfonsín!(¿Te acordás de las preliminares de los actos de cierre de campaña del '83? Sí, los radicha llevaron más))

Goliardo dijo...

Sole querida, otra vez me alegra recibirte, sobre todo porque estoy escuchando Muse (Hypper Music, creo que es lo que más me impresiona de todo), así que gracias por cultivarme, no esperaba menos de mi discípula que buen gusto.
No puedo evitar mi impulso de primer momento de publicar la historia en el blog, pero no te preocupes, es el paso previo, el borrador de un futuro libro que vengo, en realidad, pensando hace años, desde que era chico, y que ahora empieza a completarse, pero al que todavía le falta investigación, y en eso está. El blog y los queridos lectores ansiosos me impulsan a largarme con este borrador, que desde ya es sólo un primer paso. No te preocupes que después, no te salvarás de comprar el libro (y bueno, de algo hay que vivir), jajaja.
Como siempre, gracias por todo, es un orgullo y un gusto compartir tantas aficiones con una discípula que jerarquiza a este profesor disperso.
Un gran abrazo, nos vemos después de Pascuas.